google-site-verification=ho5yZHn3PhdR1jDt8Yy9VSyi61MwC9og3f4b2zIuaf8 Saltar al contenido

¿Cómo se come la acelga para que no pierda sus propiedades?

abril 9, 2022
¿Cómo se come la acelga para que no pierda sus propiedades?

¿Se pueden comer acelgas crudas?

La acelga es una planta hermosa, además de nutritiva, y podría cultivarse fácilmente como planta vistosa. Es quizá una de las verduras más nutritivas que se pueden cultivar. Estudios recientes han demostrado que las acelgas contienen al menos 13 polifenoles antioxidantes diferentes. Uno de ellos es el ácido siríngico, que ayuda a regular el azúcar en la sangre y evita que los carbohidratos se descompongan en azúcares simples. Además, los tallos de color púrpura rojizo de las acelgas contienen betacianina, que ayuda al sistema inmunitario del organismo gracias a sus efectos antioxidantes, antiinflamatorios y desintoxicantes.

La acelga es un miembro de la familia de la remolacha, por lo tanto, no la plante en un lugar desocupado por la remolacha, y no plante la remolacha en un lugar desocupado por la acelga. Al igual que todas las hortalizas anuales, plante las acelgas en un suelo con mucha materia orgánica, en concreto con compost. La tierra con mucha materia orgánica retiene los nutrientes y la humedad necesarios para un crecimiento rápido. Crecerá a pleno sol, pero también lo hará en una zona con sombra parcial por la tarde. Puede tolerar temperaturas de hasta 20 grados F., así que plántela tan pronto como pueda trabajar la tierra en primavera.

Cultivo de acelgas en contenedores

Normalmente pensamos en las hojas como la parte comestible de esta planta, pero los tallos de color rojo intenso de la acelga rubia se cocinan como una pequeña verdura tierna y deliciosa por sí sola. Esta receta lo celebra todo. Se separan los tallos de las hojas y se cocinan por separado (lo que permite que los tallos conserven su glorioso color), y luego se vuelven a combinar todos los componentes, para obtener un plato de acompañamiento visualmente impresionante.

  ¿Qué pasa si como lentejas todos los días?

Condiciones de usoEl contenido de este sitio web tiene fines educativos y no pretende ofrecer asesoramiento médico personal. Debe buscar el consejo de su médico u otro proveedor de salud calificado con cualquier pregunta que pueda tener con respecto a una condición médica. Nunca ignore el consejo médico profesional ni se demore en buscarlo por algo que haya leído en este sitio web. The Nutrition Source no recomienda ni avala ningún producto.

Cómo se comen las acelgas

Las acelgas fueron una parte importante de la dieta hasta finales del siglo XVIII, cuando otras verduras, como las espinacas, las sustituyeron en gran medida. Afortunadamente para nuestros paladares y nuestra salud, las acelgas vuelven a estar en auge.

Las acelgas han regresado recientemente, después de que verduras como las espinacas empezaran a sustituir a las acelgas en la dieta de muchas personas a finales del siglo XX.    Sin embargo, en los últimos tiempos las acelgas han vuelto a aparecer en los menús de los establecimientos de alta cocina y también en las despensas de los cocineros caseros. La acelga, que pertenece botánicamente a la familia de las espinas, no se parece en nada a las espinacas por fuera, pero tiene un sabor similar, sólo que mucho más aromático y picante.

En la antigüedad, las acelgas crecían de forma silvestre en las zonas costeras del Mediterráneo. Sin embargo, en los últimos siglos, esta verdura se ha cultivado también, y ya no sólo en su lugar de origen, el sur de Europa: las acelgas crecen ahora en los Países Bajos y Suiza, entre otros lugares.

Las acelgas tienen desde hace mucho tiempo la reputación de ser una planta curativa natural eficaz. Hace siglos, las acelgas se consideraban especialmente beneficiosas para el nerviosismo y la inquietud; también se utilizaban para tratar el estreñimiento. Además de un alto contenido en minerales (especialmente hierro, fósforo, potasio y magnesio), las acelgas son una fantástica fuente de vitamina A, y tienen nada menos que 38 mg de vitamina C por cada 3,5 oz.

  ¿Cuáles son las legumbres frescas?

Hortalizas de hoja verde

¿Tienes más verduras de las que puedes comer? Congelar espinacas y verduras resistentes para cocinar es muy fácil y puedes disfrutarlas todo el año en sopas, quiches, batidos y mucho más. A continuación te explicamos cómo congelar las verduras de hoja verde: espinacas, acelgas, col rizada y remolacha.

Selecciona las hojas tiernas. Lávalas con cuidado en agua fría para eliminar cualquier resto de suciedad. A veces, las verduras de hoja pueden tener algún bicho escondido en sus hojas, así que aclara más de una vez si te asustan los insectos.

Todas las verduras de hoja verde deben escaldarse antes de congelarlas. El escaldado ralentiza o detiene la acción de las enzimas que podrían estropearse, y ayuda a las verduras a mantener su color brillante, su sabor, su textura y su nutrición. Además, el escaldado marchita las verduras de hoja verde, lo que facilita su envasado en recipientes aptos para el congelador.

Llene la olla con agua de manera que queden 1 ó 2 pulgadas de agua debajo de la cesta o del colador. Lleve el agua a ebullición. Coloque las verduras en la cesta o el colador y cubra la olla de agua hirviendo con una tapa para calentar el vapor.  Cocine las verduras hasta que se marchiten: 3 minutos para la berza, 2,5 minutos para la col rizada y 2 minutos para las demás verduras.

  ¿Cuál es el beneficio de comer brócoli?
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad